NO ESTARÉIS AUSENTES

Faltaréis algunos. Aunque solo físicamente. Es más que posible que nos volvamos a acordar de vosotros. Estaréis con nosotros en los espacios por llenar. En el calor de la chimenea donde se consuman los troncos de árboles que un día os regalé y que los elementos acabaron derribando. En la música que oigamos. En risas que sin duda sonarán en los rincones de esta casa que un día habitamos juntos.

Me lo vais a permitir. Voy a anticiparme y brindaré ahora, sin esperar campanadas, por todos los que esta noche estaréis ausentes. Aunque ya digo, solo físicamente. Porque el tiempo y la materia no lograrán desalojaros de ningún espacio.

Chimenea

Estaréis en el salón, la cocina, junto a esa chimenea, en el fresco del porche, reflejándoos en los espejos, subiendo las escaleras, descansando en vuestros dormitorios…

Y por la mañana, especialmente tú, padre, estarás presente en la música que dará la bienvenida a un nuevo año.

No, no estaréis ausentes. aun permanecéis suspendidos en la atmósfera que cada día se renueva en esta casa.

Acerca del Autor

José Manuel Lasanta Besada
José Manuel Lasanta Besada

Comentarios

  1. Por Marta

Deja un comentario