SI DON ALONSO CABALGARA DE NUEVO

De no ser porque Alonso Quijano nació hace ya bastante en un lugar de La Mancha, bien podría uno de estos días amanecer rodeado de colosos que moviesen sus brazos y piernas, no amenazantes, sino jugando con cometas, gaviotas y el viento en estas tierras al sur de Despeñaperros. Concretamente junto a nuestra campiña y en el litoral, entre vides, jara, palmitos, retama y pinos piñoneros asomándose al Estrecho.

Don Quijote

En el Sol, el viento y el agua se depositan gran parte de nuestras esperanzas para la generación de energía limpia en el futuro. Y es que si el bueno de Don Alonso levantase la cabeza, sin lugar a dudas arremetería contra los millones de artilugios que devoran la energía de origen fósil y que degradan el planeta a un ritmo infernal.

Acerca del Autor

José Manuel Lasanta Besada
José Manuel Lasanta Besada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.