LA SANA ENVIDIA

Barcos esqueléticos en el muelle. Y más allá, río arriba, los cadáveres de esas naves que un día salieron a la Bahía y a San Vicente.

Desguace

Remontar el río es encontrarse con la suciedad arrastrada por sus aguas hasta ese punto donde se esconde la pureza, el nacimiento.

Acerca del Autor

José Manuel Lasanta Besada
José Manuel Lasanta Besada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.