FUTBOL, ES BÁSICO

Conocí un médico nigeriano001, psiquiatra para más señas, que afirmaba con pasión “football is life!” -¡El fútbol es la vida! No me planteo si pueden compararse o no, pero no deja de ser cierto que algunos componentes como la necesaria labor de equipo, las individualidades, la estrategia de las empresas…, pueden estar relacionadas con este deporte. ¿Forma el fútbol parte de la conocida como política de pan y circo? ¿Está sobredimensionado? ¿Magnificado? ¿Merece la pena tanta atención? ¿Tanta pasión? Y sobre todo esto, con una importancia que quizá no nos planteemos, ¿educamos correctamente a nuestros pequeños en una adecuada concepción de este deporte? Sobre estas cuestiones hemos dialogado con un entrenador de fútbol base, Miguel Arillo, que palpa cada día las sensaciones de nuestros niños a ras de césped y las de los padres y supuestos educadores de aquellos tras el banquillo, en la grada.

Para Miguel, el fútbol es positivo, porque básicamente forma parte de la educación en valores de los niños como el compañerismo, amén de ser un divertimento, un deporte -aunque no esté exento de una cierta preparación para la vida porque a nadie le es ajeno el hecho de que se fomenta la competencia. El problema surge cuando se prima la competencia, la mala educación y eso que se ha dado en llamar el “resultadismo”. De hecho, Arillo eliminaría del ámbito del fútbol base todo aquello que signifique restregar por la cara a un equipo una derrota. Máxime si esta es abultada. Pero para ello tendrían que cambiar desde las directivas de los clubes hasta los poderosos medios de comunicación pasando por la actitud de muchos entrenadores “con afan de protagonismo” y por supuesto la mentalidad de algunos padres que creen que sus hijos tomarán el derrotero de personajes como Ronaldo, Messi, Casillas…

Miguel es una de esas raras avis en el fútbol base, que hace que jueguen todos los chicos, independientemente de que se gane o se pierda. El resultado es secundario para él. Primero están los niños. Después el protagonismo.

Etiquetas:

Acerca del Autor

José Manuel Lasanta Besada
José Manuel Lasanta Besada

Deja un comentario