UN POQUITO DE POR FAVOR

Comprendo lo de las prohibiciones. Hay mucho cenutrio por ahí. Somos muy cenutrios. Me vuelvo a incluir yo el primero.

Prohibido el cante, dar el cante, pisar la hierba, aparcar, jugar a la pelota…

Pero… hay algunas cuestiones para las que quizá un “por favor” sea más eficaz que una prohibición. Veamos cómo quedarían algunas:

-Por favor, hable más bajito, hay gente descansando.

-Por favor, no pise la hierba, nos beneficia a TODOS.

-Por favor, no juegue aquí a la pelota, hay lugares más apropiados para ello.

Por favor, no fume aquí, al aire libre es menos perjudicial para todos.

Por favor, recoja las caquitas de su perrito.

Por favor, use las papeleras…

Y así un largo etcétera. ¿Quién sabe? Lo mismo conseguimos avanzar donde algunos “prohibidos” se atascan.

Un saludo.

Acerca del Autor

José Manuel Lasanta Besada
José Manuel Lasanta Besada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.