Va por ellos

Por los ausentes. Día de todos los santos. Un día dejaron de estar físicamente entre nosotros, aunque siempre se les tenga presentes. Como cada uno de noviembre, son muchos los que se acercarán a los cementerios en un acto de recuerdo de aquellos que hace ya algún tiempo que nos acompañan sólo en el recuerdo,

¿EL AMOR EN LOS TIEMPOS DE LA TECNOLOGÍA?

HER Estamos de enhorabuena. Otro ejemplo de la maestría del cine mal llamado independiente (ya que son las productoras grandes, las majors, las que se ramifican en filiales pequeñas productoras de este cine más pequeño, cine indie, bueno, es bastante más complejo). Yo lo titularía más bien el cine íntimo y personal norteamericano, el que

Un niño con zapatos nuevos

Así es como me siento hoy. Como un crío al que se le han comprado unos nuevos zapatos y se dispone a estrenarlos. Y es que mañana lunes, comienzo un curso de especialización en Estudios Hispánicos. Lo que incluye entre otros temas el de la profundización en el conocimiento de nuestra lengua, el español. Y

EL MONSTRUO DE SIETE CABEZAS

I´M NOT THERE No. Él no estaba allí ni lo estaría nunca. El chico de Duluth, Minnesota se había convertido en un ser mítico, cuasi divino, por obra y gracia de la música y del destino. Un ser con siete cabezas, siete vidas, siete almas… incapaz de entender el mundo que le tocaba vivir y

La sana envidia

Barcos esqueléticos en el muelle. Y más allá, río arriba, los cadáveres de esas naves que un día salieron a la Bahía y a San Vicente. Remontar el río es encontrarse con la suciedad arrastrada por sus aguas hasta ese punto donde se esconde la pureza, el nacimiento.

El jardín donde crece mi rosa

El jardín donde crece mi rosa ha sido azotado por vientos y acariciado por brisas. El jardín donde crece mi rosa tiene olor a azahar en primavera y a menta fresca todo el año. De sus entrañas mana un agua cristalina y alegre. Me gusta recorrerlo con mis manos por las mañanas y dormir en

Normas

Esta madrugada, mientras sacaba a pasear a Bernie, he sido testigo de dos sucesos. Uno de menor importancia que el otro, pero también digno de ser mencionado. Por un lado, una papelera ardiendo. ¿Quién habrá sido el cenutrio? En fin… Pero el otro, el otro ha sido bastante grave. Y podría haberlo sido aún más.

Noche de verano

Estoy acostumbrado a escribir aquí de madrugada. Es cuando mi querida neurona se toma un poco de café y se pone en funcionamiento. Ahora anda tratando de prepararse para algunos exámenes que están al caer. Pobre. Analiza una frase. Se para. Respira hondo. Se distrae con el vuelo de una mosca y vuelve a los

El simple aleteo

Creo en el llamado Efecto mariposa. Creo que un simple aleteo en este lado del planeta puede desencadenar todo un huracán en el otro extremo. Si no literalmente, sí en un sentido más o menos figurado. Es decir, creo que todos nuestros actos están interrelacionados y que lo que hacemos en nuestro entorno más próximo

Palabras devastadas

La tinta y el papel han sido destruidas. No ha sido como en Sarajevo, pero para mí ha sido una grán pérdida. Una buena parte de mi biblioteca ha sido devastada por termitas. Libros que adquirí durante mis estudios, otros por puro placer, regalados… han sido pasto de unos bichitos blancos que reptando entre verbos,